Saltar al contenido
Arte en todo – Tu web de todas las artes

El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard

19 enero, 2018

La fotografía erótica de una poetisa del cuerpo femenino

“La mujer ha sido objeto de muchas cosas sórdidas y baratas, sobre todo en la fotografía. Mi misión ha sido elevar y fomentar la imagen de la mujer con una reverencia atemporal”. Esas fueron las palabras con las que la fotógrafa estadounidense Ruth Bernhard (1905-2006) definió su distinguido arte erótico para la escritora Margaretta K. Mitchell.

'Joan Folding' (1962). Ruth Bernhard. El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard
‘Joan Folding’ (1962). Ruth Bernhard

Te puede interesar: Arte erótico y ciencia ficción, cortesía de Luis Royo

Bernhard era una artista de sensaciones, de metódico trabajo y cuidadas composiciones con las que honraba a sus modelos. Trataba a las mujeres que fotografiaba como piezas de porcelana fina, embelleciéndolas (aún más) y realzando al máximo su presencia.

'At the Pool' (1951). Ruth Bernhard. El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard
‘At the Pool’ (1951). Ruth Bernhard

El objetivo más puro

Sus desnudos, dramáticamente iluminados para jugar con las sombras y matices, creaban una magia chispeante en blanco y negro. Observar alguna de sus series era adentrarse en un viaje por los picos y valles de la anatomía femenina, la sensualidad más pura llevada casi a la inocencia, arrancada de las zarpas incisivas de aquellas cosas “sórdidas y baratas” de las que la propia autora hablaba. Creaba siluetas tenebrosas, iluminadas, translúcidas o firmes en un mundo de sombras, disparando con su cámara para darles forma.

'Crossover' (1969). Ruth Bernhard. El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard
‘Crossover’ (1969). Ruth Bernhard

Bernhard era especialmente conocida por estudiar una composición durante días, organizando los elementos que iba a utilizar y analizando la mejor presentación… y finalmente, en el momento de la verdad, tomar una sola fotografía desde un ángulo particular y dar por concluido ese trabajo.

Te puede interesar: La elegante fotografía erótica en blanco y negro de Jeanloup Sieff

Una vida para el arte

En los 40, la artista empezó a formar parte del Grupo f/64, uniéndose a otros fotógrafos en auge como Imogen Cunningham o Ansel Adams. Toda su vida se dedicó, por influencia familiar (su padre era diseñador gráfico) al arte, además de por un placer e interés propios. Estudió en la Academia de Bellas Artes de Berlín y con 19 años comenzó a fotografiar desnudos femeninos en Nueva York, aceptando también encargos de fotografía comercial. Organizaba talleres artísticos y ofrecía clases particulares, y mientras tanto llegó a publicar diversos libros de fotografía.

'In the waves' (1945). Ruth Bernhard. El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard
‘In the waves’ (1945). Ruth Bernhard

Te puede interesar: La fotografía erótica de Cam Attree, piel y entorno fusionados

Ruth Bernhard siempre trabajó en blanco y negro, aunque ciertas fuentes aseguran que se aventuró en la fotografía a color, también. Ganó diversos premios fotográficos a lo largo de su vida, entre los que se encuentran el Premio a una Carrera Distinguida en Fotografía, de la Sociedad de Educación Fotográfica (1987), y el Premio Logros de Toda una Vida (1996), por su inestimable empeño y eterna dedicación al arte de la fotografía, y a la belleza de la mujer.

'Silk' (1968). Ruth Bernhard. El inmortal arte erótico de Ruth Bernhard
‘Silk’ (1968). Ruth Bernhard

Si te apetece que más gente conozca la historia de una vida dedicada al arte, comparte este artículo en tus redes sociales, dale un “me gusta” y/o comenta tus impresiones aquí abajo.

¡Nos leemos en el próximo post!